Siempre es una sensación estimulante comprar un nuevo pez betta. Cuando miras a tu nuevo amigo con aletas y lo traes a casa, también te emociona presentarle su nuevo hogar. Por maravilloso que sea este momento, hay algunos pasos que debe seguir para asegurar un betta feliz y saludable.

Recuerde que este viaje puede ser traumático para su bebé betta si no toma las precauciones adecuadas. Cuando su betta deja su primer hogar para ingresar a su nuevo hogar, la transición puede ser difícil y perjudicial para sus peces. Siga leyendo para descubrir cómo hacer esta transición lo más suave posible.

De la tienda de mascotas a tu hogar

Una vez que elija a su amigo con aletas, es hora de prepararlo para el pr√≥ximo viaje. Ll√©valo en una bolsa “doble” llena con una cantidad total de agua. El agua extra es beneficiosa y te ayudar√° a que te sientas m√°s c√≥modo. Aseg√ļrate de llevar contigo una bolsa oscura; Esto ayudar√° a mantener su calma Betta. Aunque las tiendas de mascotas suelen colocar el pescado en bolsas de celof√°n transparentes, no es el ambiente ideal. Si todo lo dem√°s falla, coloque la bolsa de celof√°n dentro de una bolsa de papel para remediar la situaci√≥n. Otro consejo es mantener tu apuesta agradable y abrigada trayendo un refrigerador con un peque√Īo aislamiento y colocando una bolsa de papel dentro de ella.

Tu Betta y su nuevo tanque

Prepare el acuario de su betta mucho antes de comprarlo en la tienda de mascotas. Si no, puede resultar en un “s√≠ndrome de tanque nuevo”. Sin el ciclo adecuado del tanque, el amon√≠aco se producir√° en el acuario m√°s r√°pido de lo que las bacterias pueden tolerar. Esto causar√° mucho estr√©s a tu betta. Si nota que los colores de sus peces comienzan a apagarse y √©l intenta descansar en el fondo del tanque o esconderse cerca de las decoraciones, es posible que est√© tratando con el “s√≠ndrome del tanque nuevo”. Si es as√≠, te recomiendo que pruebes el agua de tu tanque en busca de nitratos y amon√≠aco lo antes posible. Si los niveles son m√°s altos de lo recomendado, cambie un porcentaje del agua del tanque y pru√©belo nuevamente. Si los niveles no han mejorado, repita este proceso hasta que sus niveles est√©n en su √≥ptimo. Despu√©s de eso, tu betta deber√≠a ser feliz y volver a la normalidad.

Hora de entrar en el tanque

¡Por fin ha llegado el momento de presentar tu pez betta a su nuevo hogar! Simplemente abra la bolsa de la tienda de mascotas donde se encuentra su pescado y inclínela ligeramente hacia el tanque. De esta manera, puede nadar en su acuario cuando se sienta listo. Aunque estos pasos pueden parecer difíciles, a la larga son las mejores técnicas de cuidado de peces betta que mantendrán a sus peces saludables. Si quieres que tu betta ame su nuevo hogar, vale la pena el esfuerzo extra.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here